Bioderma España | ¿Cuáles son las características de una piel sensible?

Allez au contenu Allez à la navigation

Una piel sensible se caracteriza por enrojecimientos cutáneos o sensación de cosquilleo, de ardor, picor o hasta dolor, como respuestas a factores que por sí mismos no son "tóxicos": el agua, los productos de baño, los cosméticos, el viento, el frío, el calor, el sol, el estrés, la menstruación, etc.